>Blog de Sexualidad

Problemas con la orientación del deseo

Autor: Comentar
Comparte este artículo
La orientación del deseo u orientación sexual es la preferencia de un cierto individuo por hacer pareja con hombres o mujeres. Es decir, este término describe el foco de atracción más preferible de una persona.Esta orientación del deseo puede ser homosexual (cuando a la persona le gustan individuos de su mismo sexo), heterosexual (cuando los individuos se sienten atraídos por el sexo opuesto), o bisexual (cuando el foco de atracción son los dos sexos). Según estudios actuales la orientación sexual se debe principalmente a causas genéticas y hormonales y ya no a la educación o causas ambientales como se creía hace tiempo.

La homosexualidad es la atracción por personas del mismo sexo esta puede ser tanto masculina como femenina. Cuando ocurre el segundo contacto sexual se denomina lesbianismo. La heterosexualidad es la atracción por seres humanos de sexo opuesto. Una atracción que no tiene parentesco cercano y por último la bisexualidad se define a la satisfacción en las relaciones de deseo tanto con personas del sexo opuesto o con individuos del mismo sexo.

En muchos casos la orientación sexual u orientación del deseo suele ocasionar problemas o conflictos ya que no se acepta el propio deseo por estar lejano a la atracción de la mayoría. Son casos donde el individuo censura su propia naturaleza sexual. Uno de los mitos que puede provocar estos problemas es la creencia de que la homosexualidad es una patología o una perversión. Pero estos casos suelen ser ya bastante minoritarios debido al desarrollo cultural y a las nuevas aperturas mentales donde la homosexualidad se ha insertado de manera natural en muchas sociedades.

Para solucionar los problemas de orientación sexual es conveniente contar con la familia, los amigos y también con terapeutas psico-sexuales que ayudarán a comprender la problemática y analizarán las actitudes, sentimientos y contradicción. Sin embargo, sólo debería hacerse esta clase de terapia en el caso de que la orientación sexual provocase conflicto, angustia o frustración. Intentar modificar la orientación del deseo por considerarla como una patología lograrían reducir el comportamiento sexual y bloquearían al individuo, en ningún caso le ayudaría a superar ese conflicto.

Fuente Imagen: Natureduca



0 Comentarios Enviar un comentario


    Utilizamos cookies propias y de terceros para generar estadísticas de audiencia y mostrar publicidad personalizada analizando tu navegación. Para poder seguir navegando necesitamos que aceptes su uso. más información

    Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

    Cerrar