Cómo mantener la atracción en la pareja

Autor: Comentar
Comparte este artículo

La vida en pareja comienza con una atracción desenfrenada, unas ganas alocadas de estar con el otro y la necesidad constante de fijar la próxima cita. Con el tiempo, este “enamoramiento” se estabiliza y da lugar a una relación más sosegada, donde la vida en pareja se acostumbra a la rutina y los altibajos descienden en intensidad.

Cómo mantener la atracción en la pareja

Si a ti también te ha sucedido, no te preocupes. En realidad, se ha demostrado científicamente que la atracción sexual por la pareja desciende tras los primeros años de relación (normalmente se habla de tres). En este sentido, los sexólogos aconsejan realizar un pequeño esfuerzo por mantener la llama de la atracción viva. Este esfuerzo puede conseguirse de distintas maneras, desde realizando escapadas románticas hasta apostando por juguetes sexuales como los de Zensual, el sexshop online más chic.

Pero no nos liemos. A continuación te vamos a dar una serie de trucos para conseguir que el lazo de atracción nunca desfallezca. ¡Empezamos!

  1. Salir de la rutina

En primer lugar, es importante no dejarse arrastrar por la rutina y escapar de vez en cuando de lo conocido. Si bien es cierto que la rutina genera numerosos beneficios en el estado emocional de las personas, también lo es que las escapadas y las salidas ayudan a sobrellevar los días y, sobre todo, mantener una relación sana.

En el plano de la atracción sexual, las escapadas románticas a hoteles, spas o casas rurales permiten alimentar la ilusión por pasar tiempo con la pareja, establecer un vínculo fuerte y sincerarse en aquellos aspectos o puntos en los que quizás no hemos sido del todo sinceras. Todo ello repercute en la atracción sexual hacia la pareja.

  1. Innovación en prácticas sexuales

Por muy fuerte que sea la atracción hacia la pareja, es evidente que esta se materializa en las relaciones íntimas. Con el tiempo, las relaciones acaban por hacerse monótonas, dando lugar a un círculo vicioso en el que los implicados ni se atraen ni innovan.

En este sentido, la sexología actual ha demostrado la importancia de apostar por nuevos hábitos y prácticas. Objetos como los juguetes sexuales -los cuales pueden usarse en pareja y ayudar para múltiples actividades-, los juegos eróticos o incluso la cosmética erótica facilitan salir de la rutina y alcanzar una experiencia placentera y diferente. De igual modo, utilizar lencería o afrodisíacos permite aumentar el erotismo con la pareja y mejorar la atracción hacia el otro.

  1. Complicidad

A la hora de establecer un vínculo real y duradero, es crucial que seamos sinceras y comuniquemos nuestros miedos, inquietudes o problemas, especialmente si estos afectan a la sexualidad. Aunque pueda resultar algo incómodo, debes considerar que la persona que tienes delante es tu compañero o compañera, la persona que mejor te conoce. Asimismo, debes interiorizar que tienes derecho a sentirse como te sientes y a comunicárselo a tu pareja, sea esto doloroso o gratificante para él o ella.

En definitiva, la atracción hacia la pareja toca varios factores tales como la rutina, la complicidad y las relaciones sexuales. Para lograr una atracción total, debes tener en cuenta todos los elementos y apostar por un cambio.

Por:
Etiquetas:
Categorías: Relaciones


0 Comentarios Enviar un comentario