Masajeador sensual de Philips

No es un dildo, aunque vibra y tiene varias velocidades. Tampoco es un juguete erótico convencional, ya que no se introduce. Igualmente, tampoco se parece a unas bolas chinas y en cambio, es para disfrutarlo sola o acompañada. Hoy, os presentamos un nuevo producto que revolucionará el mercado: el masajeador sensual.

0 comentarios
marife
jueves, 26 noviembre, 2009
Masajeador-Sensual-lifestyl

Novedad en el mercado

Pensado para las relaciones de pareja, para el cuidado de la otra persona y para salir de la rutina que engloba una larga relación, Philips presenta el masajeador sensual, que ya lanzó el año pasado, aunque en otro formato, y que prentende cambiar el mundo erótico español.

Masajeador-Sensual-lifestyl

A través de 3 velocidades y fuerzas distintas, el masajeador sensual logra estimular todas las zonas ocurrentes del cuerpo, que sean sucpetibles de estimulación. Aunque, la marca prentende aclarar que es para dar masajes a la pareja, lo cierto, es que aunque la inteción primaria sea un masaje, seguro que con elproducto entre manos, la cosa termina en otro acto.

Su punta ondulada permite explorar zonas desconocidas de la pareja y desde luego aportar a los juegos preliminares más emoción de la que cualquier gesto, caricia o mano, puede aportar. El juego sexual puede ser para la pareja, un acto de liberación y de máximo placer.

El masajeador de Philips se ha diseñado como una extensión de la mano para añadir así más fantasías a vuestros juegos sexuales. Aunque una de la características más únicas del producto es que, cada persona puede utilizarlo como le parezca, ya que da juego  para hacer cualquier cosa y en cualquier lugar, ya que el masajeador es sumergible y compatible con lubricantes y geles. Solo tienes que atreverte.

En la cama, en el sofá, al aire libre o en la piscina, en cualquier sitio y en cualquier momento, el masajeador philips te puede ayudar a dar el grito más intenso de tu vida. Las mujeres, tenemos con el masajeador una baza importante para entonarnos y desde luego, no la podemos desaprovechar.

Por último, un detalle; el masajeador cabe en un bolso pequeño, apenas pesa y es muy discreto. Puedes incluso tenerlo como pisapapeles en la mesa de la oficina, para los momentos de estrés.

Contenidos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *